El payaso Leo Bassi vuelve a Sevilla a mofarse de nuevo de los católicos

0

IMG-20160115-WA0006El cómico italiano, aunque nacido en Nueva York durante una gira de sus padres, Leo Bassi, regresaba a Sevilla para ofrecer dos sesiones de su “Misa Patólica” en una sala de fiestas de un polígono industrial. El actor, disfrazado de Papa-clown se sube a un pulpito para comenzar rociando a la gente con una escobilla de váter a modo de hisopo litúrgico. Bassi, en su habitual línea irrespetuosa y ofensiva con la religión católica, una de sus fijaciones, realiza una parodia del Vaticano y de la misa católica.
La obra es un larguísimo monologo de casi una hora, donde el payaso italiano no hace nada más que hablar y hablar, con un guión sin apenas gracia que solo levanta algunas sonrisas del público en ciertos momentos de la, llamémosle, representación.
Al margen de su monólogo, Bassi se empeña en una constante ofensa a los católicos, especialmente en España, país donde se le presta más atención que en el suyo propio y donde la religión católica sigue siendo la mayoritaria de la población con muchísima diferencia, además, claro está, del arraigo que tienen sus tradiciones religiosas en nuestra tierra.
Precisamente en Sevilla, ante esta burla a la religión mayoritaria de la población, no se ha oído la voz de ningún representante eclesial ni de ninguna de sus hermandades. Un mundillo enfrascado en si un paso cabe o no cabe por una calle o en el orden que deben llevar las cofradías de la Madrugada, pero cuando de verdad se trata de defender su Fe de ataques como éste, suelen dar la callada por respuesta.
Leo Bassi ha tenido que suspender a última hora sus actuaciones en Sevilla, según informa su propia web, debido a una infección ocular. Suponemos que al comediante no lo tendrá muy en cuenta santa Lucia en sus mediaciones. Esperamos con impaciencia una próxima parodia de un ayatolá en una mezquita por parte del imaginativo cómico.

Imprimir

Dejar respuesta