Alfonso Lozano ingresa en prisión con respaldo de su hermandad

0

El ex-Hermano Mayor de la Hermandad del Dulce Nombre de Bellavista y, hasta el pasado mes de enero, diputado de Caridad en la actual junta de gobierno, Alfonso Lozano Pastrana, ha conocido el respaldo recibido por su hermandad hacía su persona aun habiendo cometido un delito de fraude (no es today).  La corporación del Viernes de Dolores ha redactado una carta donde apoya la petición de indulto del que fuese hermano mayor y hasta hace poco más de un mes, miembro de la vigente junta de gobierno.

Al hilo de lo acontecido, he de decir que me parece de pantomima excelsa todos aquellos que, rompiendo lanzas, dicen que no se debe mezclar sus quehaceres o cargos en hermandades con temas de justicia. Cuando los delitos los cometen ex políticos o ex futbolistas nadie depara en no hacer uso de su curriculum para tirar tanto de clicks -en medios- como de pura realidad.

En todo esto hay que tener presente que Alfonso Lozano ha estado -y sigue- ligado de cerca con el actual Consejo General de Hermandades y Cofradías de Sevilla, siendo persona de confianza de Joaquín Sainz de la Maza y más aun, de sus asesores directos. En el punto de mira -y en la recámara- aun están los casos del comedor social que él mismo fundó y que tantísimo bien hace por el barrio de Bellavista, pero que mantiene en “pendiente de aclarar” la gestión de la misma. En su reciente historial comercial también hemos de saber que él fue quién, respaldado por el Consejo de HH y CC, gestionó una exposición en la Casa de la Provincia hace escasos meses. ¿Se sabe todo? Como es de costumbre en estos casos, la información de interés y de alcance es si se quita o no un cartel de una tienda. Todo OK.

Desmoronamiento caduco

A diferencia de aquellos años de mandatos de Juan Ruíz Cárdenas en la Hermandad de la Macarena, donde en el seno más interno de la corporación pasaban los años sin problemas de mayor envergadura, en los actuales no son más que trabas y más trabas. “El pobre Manolo está como loco por quitarse ya del medio. Esto le está trayendo demasiados dolores de cabeza ya”. Entre las guerrillas de los armaos, el frente costaleril y la penúltima, con la broma del libro de Antonio García donde el lucro personal supera al bien patrimonial de la hermandad, los personajes de esta historia ya no dan a basto con tanta disputa vía WhatsApp. De sobrino a tío.

Imperdonable 

Es lo que puedo decir sobre una serie de acontecimientos sin solución de continuidad, a los que esta ciudad se someterá desde los días consiguientes al miércoles de ceniza hasta la primera semana del mes de “las aguas mil”. 

Esta semana no se ha cargado sólo de cultos, sino también de Cultos. El dulcísimo Jesús Nazareno nos espera sin cruz abrazada tras el atrio de San Antonio Abad.

En puro omega, la Soledad de todos, la de San Lorenzo, nos espera un año más para cumplir su cita, aunque esta vez sin la vistosidad a la que acostumbra. También hay que tener en cuenta lo que comentaba el historiador y colaborador de El Costal, Nacho Sánchez Rico respecto al altar de cultos de la Soledad: “Los antiguos murales aportaban un fondo más cálido que el blanco que posee desde la restauración del altar mayor”.

“Imperdonable es cómo nos hemos encontrado vestida a la Virgen del Valle para la cuaresma”. Sigo sin entender como a esta joya de la Semana Santa, una de las mejores dolorosas de las que poseemos en ciudad, se permita que se le vista de tal manera. Diría que es irrespetuoso. ¿Dónde quedó la majestuosidad y el rigor? ¿Dónde quedaron los últimos alfilerazos de Palomino? Tras leer el gran articulo de José de León de este pasado viernes sobre las vírgenes de hebrea, lo primero que hice fue enfrentarme cara a cara con la dolorosa del Valle y preguntarme: ¿dónde están aquí las comisiones? ¿Dónde queda el sabor de la propia historia?

Imprimir

Dejar respuesta