La Junta niega que el curso comenzase con 2.000 alumnos sin plaza

0

La Delegación territorial de la Consejería de Educación ha negado este martes que el curso escolar 2017/2018, iniciado este pasado lunes para 204.704 alumnos de educación Infantil y Primaria de la provincia de Sevilla, haya comenzado con 2.000 de esos niños pendientes de la asignación de su plaza. La Delegación defiende que a fecha 1 de septiembre estos 204.704 alumnos contaban con su plaza asignada mediante el procedimiento ordinario y el curso ha comenzado con las solicitudes de traslado ya resueltas.

En concreto, defiende la Delegación territorial de la Consejería de Educación que a fecha 1 de septiembre, “todo el alumnado de educación Infantil y Primaria que acudió al procedimiento ordinario estaba matriculado” y, por ende, con una plaza asignada. A partir de ese momento, y en el marco del procedimiento extraordinario de matriculación, fueron recibidas 1.248 solicitudes de traslado respecto a las plazas originalmente asignadas, una peticiones “resueltas” de una manera u otra antes de que arrancase el nuevo curso.

“Muchas” de dichas solicitudes, según la Delegación, “corresponden a alumnado que ya dispone de una plaza escolar en el procedimiento ordinario, pero que no satisface a los solicitantes, con la consiguiente presentación de uno o múltiples recursos de alzada”. Además, siguen llegando a la Delegación “solicitudes extemporáneas de escolarización que son analizadas e informadas por el servicio de Planificación y Escolarización, que trabaja con la máxima celeridad para resolverlas”.

Por eso, el departamento que dirige María Francisca Aparicio lamenta las críticas del PP, formación a la que atribuye “una estrategia de desprestigio contra los funcionarios de la administración educativa, que especialmente en estos días de inicio de curso están realizando un trabajo ejemplar y con enorme dedicación”.

“Igual se sacan de la chistera que no se retiran aulas prefabricadas, cuando hasta finales de 2017 se van a eliminar 36 de ellas, que hacen crecer la incertidumbre sobre la matriculación en etapas obligatorias, como es este caso”, lamenta la Delegación.

Imprimir

Dejar respuesta